¿Te gusta mucho el sexo o eres adicto a él? 10 señales para descubrirlo

sex-addiction

Desde que se puso de moda el término “adicción al sexo” cualquiera sale a decir que alguien a quien le gusta mucho el sexo es adicto a esto.

De pronto, si resulta que disfrutas mucho de tener sexo con diferentes personas o siempre estás caliente, sientes vergüenza pensando que tienes un problema, cuando la cosa no es tan grave tampoco.

Por si te quedan dudas, aquí tienes 10 señales para descubrir qué es lo que te pasa:

1. La gente con alto líbido es honesta con sus parejas. Los adictos al sexo no, ellos guardan secretos, manipulan y mienten.

2. Las personas con alto líbido quedan satisfechos y con energía después del sexo. Los adictos al sexo, en cambio, a menudo sienten vergüenza y una especie de vació, para ellos el sexo es una droga así que empiezan a buscar de una vez la manera de conseguir su próxima dosis.

3. Si eres un simple wn caliente significa que puedes llevar una vida normal en la que, simplemente, tu sexualidad se lleva una parte. Las vidas de los adictos al sexo giran en torno al narcisismo y la manera de conseguir más sexo.

4. Si tienes alto líbido ves a tu pareja como una persona con derechos y límites propios. El adicto al sexo ve a su pareja como un objeto que sólo está para su propia satisfacción.

5. Si te gusta mucho el sexo y ves porno lo haces para complementar tu vida sexual o para satisfacer tus necesidades en pareja. Los adictos al sexo ven porno porque prefieren relacionarse con su computadora antes que con gente de verdad.

6. El adicto al sexo se masturba compulsivamente, hasta el punto de provocarse lesiones. Si tienes alto líbido te masturbas constantemente, pero te sientes satisfecho y no es algo que necesites hacer todo el tiempo.

7. Las personas que tiene el líbido alto tienen relaciones y carreras exitosas. Los adictos sexuales en cambio son obsesivos, y por lo general su adicción termina costándoles no sólo mucho dinero, sino también relaciones personales y su vida profesional.

8. Si sólo disfrutas mucho el sexo no participas en actos sexuales que te degraden a ti o a otros, mientras que los adictos al sexo no pueden dejar de hacer este tipo de cosas.

9. Al tener alto líbido tienes sexo, aunque sea casual, responsable e íntimamente. El adicto al sexo sólo busca el sexo para poder evitar la intimidad.

10. Las personas con alto líbido saben controlar y llevar su vida sexual, los adictos sexuales dejan que su vida sexual los controle.

La adicción al sexo es un transtorno muy real, y en pocas palabras, sabes que eres adicto al sexo si no puedes dejar de tener relaciones sexuales que te hacen daño a ti o a otros. En ese caso, tienes que buscar ayuda.

Compartir

SÉ EL PRIMERO EN COMENTAR