No bebe nada, pero se cura igual

Se le diagnosticaba alcoholismo no reconocido, pero resulta que lo que en verdad padece es una extraña enfermedad en la que, por más que no beba, se embriaga igual.

55821_131315_650x420

Un estadounidense padece de un raro síndrome de embriaguez automática provocado por un exceso de levadura en el intestino. Básicamente, cada vez que come se cura.

Para diagnosticarlo, un gastroenterólogo lo encerró en una habitación por un día, sin darle acceso a ningún tipo de alcohol y dándole sólo comida rica en carbohidratos. Al final, se determinó que su nivel de alcohol en la sangre había subido hasta 0,12 g/l (gramos por litro de sangre).

Las grandes cantidades de levadura en el intestino del paciente convierten la comida que consume en cerveza. Según los médicos, el etanol que se produce del contacto de los azúcares de los alimentos con la levadura, da lugar a una embriaguez accidental, por lo que este hombre siempre está curado, y sin caña.

¿Cuántos habrá por ahí que quisieran estar así de enfermos? xD

Compartir

2 COMENTARIOS

Comments are closed.